¿Qué hacer con mi perro durante el confinamiento por Coronavirus?

16 Mar 2020 · No hay comentarios

Nos imaginamos que ya sabrás que es posible sacar a tu perro a la calle a hacer sus necesidades. Si no, te confirmamos que puedes seguir realizando los paseos mínimos y necesarios para que tu perro haga sus necesidades y siempre en las inmediaciones de tu domicilio. Aquí te dejamos varias pautas muy sencillas, recomendadas por AEVET y el colegio de Veterinarios de Madrid:

– Siempre los perros deben ir atados en todo momento. Ni que decir que si tienes un PPP eso ya lo tendrás más que interiorizado.

Minimizar el tiempo de permanencia en la calle. Aconsejamos siempre paseos cortos para que nuestro peludo haga sus necesidades y haga un poco de ejercicio; eso sí, siempre en las inmediaciones de nuestro domicilio y durante el tiempo indispensable para ello. Además los paseos en las inmediaciones de tu domicilio son los más placenteros para el perro, porque es el lugar más seguro inmediatamente después de su casa.

– Siempre en solitario. No ir a ningún parque de perros, ni dar paseos grupales. Habrá que dejar la socialización para otro momento.

No acumular ningún tipo de medicamento, ni producto, ya que los veterinarios estarán disponibles cuando se les requiera, ¡siempre con cita previa, por favor!

– Por supuesto, no abandones a tu mascota. Las mascotas no son portadores, ni lo sufren, ni pueden contagiarlo a nadie. Por lo tanto no hay que poner mascarillas a los perros. Ya es suficientemente estresante no dar grandes paseos, y la mascarilla le va a fomentar dicho estrés.

Desde Pets Travel siempre hemos fomentado la tranquilidad de los perros, como medida de mejorar el comportamiento de nuestros amigos peludos. Todos estos perros, ahora no se verán afectados demasiado. Estarán muy contentos de estar todo el día acompañados y posiblemente estén todo el día descansando y durmiendo.

Pero para todos esos perros más activos, aquí os vamos a dejar algunos juegos de estimulación mental. No conviene excitar a los perros ahora, ya que la excitación activa el organismo y les acelera la secreción de orina. Al igual que nosotros cuando estamos nerviosos, orinamos más.

Juegos de estimulación mental para hacer con mi perro durante el confinamiento por Coronavirus

Son muchas las alternativas de juegos de estimulación mental perfectos para una ocasión como ésta, pero también para realizar con ellos de vez en cuando en situaciones menos excepcionales. Por ejemplo, los llamados juguetes portagolosinas, que tienen alimento en su interior y nuestro perro deberá aprender a sacar. Eso sí, te recomendamos que empieces por los niveles más fáciles y vayas subiendo para evitar la frustración.

Otra alternativa son los juegos de olfato, muy sencillos de preparar con trocitos de comida distribuidos en distintas alturas o diferentes lugares de la casa. Eso sí, asegúrate de tener suministro suficiente de su comida y de seguir cuidando su dieta y las cantidades de ésta, más ahora que tenéis limitados los paseos por el exterior.

Y, finalmente, los juegos de inteligencia, en los que tu perro tendrá que solucionar un problema para conseguir su premio. Como en el caso anterior, debes empezar por los niveles más bajos e ir subiendo poco a poco, para evitar la frustración. Por ejemplo, podemos empezar por un juego sencillo como es el de retirar unos cubiletes previamente colocados en una base. Es conveniente, también, en todos los juegos, que le enseñéis al perro a esperar y únicamente actuar cuando vosotros lo indiquéis.

Una vez que vuestro perro vaya aprendiendo los conceptos más básicos, podéis combinar piezas colocadas con otras que haya que deslizar, por ejemplo; para finalmente llegar a niveles más complicados en los que tenga que desarrollar movimientos en una secuencia determinada. Las opciones son múltiples, de lo que se trata es de jugar juntos, crear vínculos y de paso fomentar su desarrollo cognitivo.

Y, si no tienes a mano este tipo de juegos o no sabes cómo desarrollarlos con lo que tienes en casa, siempre puedes optar por un clásico: ¿En qué mano se esconde el premio? Seguro que ya conoces este sencillo juego. Sin que tu peludo te vea, coge en tus manos una golosina de tamaño pequeño para que sobresalga y cierra los puños sobre ella. Después, pon ambas  manos a tu espalda y, ahora sí, llámalo.

Cuando ya esté frente a ti, saca tus manos de la espalda y enséñale los puños cerrados, dejando que se acerque para olisquear tus manos. Cuando lo haga, pregúntale dónde está su premio. Es más que probable que acierte, puesto que son tremendamente inteligentes, pero si no lo consigue a la primera, enséñale la mano vacía y no le des la recompensa. Vuelve a repetir el juego hasta que tu perro consiga acercar en qué mano está el premio.

Este sí que es un juego al alcance de tu mano, nunca mejor dicho; además puedes disfrutarlo en cualquier lugar, haga frío, calor, llueva o nieve, y sin necesidad de tener ningún tipo de juego u objeto específico para que llevarlo a cabo.

¡Compártelo ya!

Artículos relacionados

Otras historias que pueden interesaros a ti y a tu peludo